Saltar a contenido principal

Revista Haroldo

Diálogo con el pasado y el presente

02 de mayo de 2018

La batalla cultural se gana en las calles

“Martes Verde, ¡estamos haciendo historia!” es la acción callejera que lanzó la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal Seguro y Gratuito para visibilizar la necesidad de aprobar el proyecto de Interrupción Voluntaria del Embarazo. Con la participación de cientos de mujeres, se realiza todos los martes un festival para informar, debatir y sumar adhesiones al proyecto que se discute en Diputados.

Martes Verde
Liliana Herrero

En el subte, en el tren o en el colectivo; en las plazas, en algún espectáculo o en la facultad: el espacio público se ha convertido en una marea verde. Cada vez más mujeres, pero también varones, llevan en sus cuellos, en sus manos/puños y en sus mochilas un pañuelo verde para visibilizar su apoyo al proyecto de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito, el cual llegó a la Cámara baja con un respaldo inédito: 71 diputados firmantes.  

“Mientras el derecho al aborto se discute en el Congreso Nacional, la batalla cultural ya la ganamos en las calles. Todos los martes verdes, miles de compañeras vienen a apoyar con su alegría feminista y con su lucha este festival. Muchas artistxs se acercan a compartir su arte y sus palabras para que sigamos informando y discutiendo sobre este proyecto de ley”, cuenta María Victoria Mateu, integrante de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal Seguro y Gratuito.

El martes 24 arrancó la jornada con un tuitazo por el derecho al aborto con el hashtag  #LegalizaciónAbortoYa que fue tendencia en el país. Luego, a las 16.30 hs en el escenario ubicado en el Anexo Diputados (Rivadavia 1850) participaron diferentes artistas que se sumaron a la consigna: “Educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar, aborto legal para no morir”. 

Liliana Herrero, con el pañuelo verde en la cabeza, fue una de las primeras oradoras en subir al escenario; allí recordó la lucha histórica de las Abuelas y Madres de Plaza Mayo y exigió el derecho de las mujeres a decidir sobre sus cuerpos. “Defendamos el aborto: no solamente despenalizado, sino libre y gratuito. Eso es lo que nosotros pedimos”,  reclamó la cantante. Luego, el festival continúo con la música del grupo BIFE y Boca de Buzón, integrado por Paula Maffía y Mana Bugallo, que hicieron vibrar a cientos de mujeres; todas ellas con carteles, inscripciones en remeras, consignas pintadas en la panza o en las tetas para demostrar una vez la fuerza de lucha que tiene hoy el movimiento feminista.

Martes verde
Lectura del texto “Por qué grita esa mujer”, de Susana Thénon. Colectivo Actrices Argentinas

“Es un derecho que la democracia nos debe, una deuda urgente que deja cientos de muertes diarias por hipocresía y por doble discurso porque los abortos van a seguir ocurriendo, el tema es que ocurre clandestinamente. Es una lucha que tiene que ver con liberar el cuerpo y con el placer de la mujer, que es condenado por la opinión pública. Hay que empezar a separar el Estado de la Iglesia”, advierte Paula Maffía, quién firmó junto a las músicas la Carta Abierta a diputadas y diputados a favor del aborto.

Y destacó: “Es la primera vez que en una disciplina tan desorganizada y dominada por el discurso machista, donde las mujeres recién estamos empezando a tener una visibilidad importante, pudimos tomar la delantera política y unir nuestras voces en apoyo a la despenalización del aborto”.

Según datos de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal Seguro y Gratuito, en Argentina cada año 500 mil mujeres recurren al aborto clandestino. Eso muestra cómo la penalización no impide su práctica, sino que la hace peligrosa por la falta de recursos económicos de muchas mujeres. El aborto es parte de la cotidianeidad de medio millón de mujeres que año a año desoyen mandatos sobre sus cuerpos y sus vidas, trayendo al escenario público un tema crucial: la maternidad debe ser voluntaria, deseada, proyectada. Según cifras oficiales las complicaciones por abortos inseguros son la principal causa evitable de mortalidad materna en Argentina.

Martes verde
 Érica Rivas. Colectivo de Actrices Argentinas

Uno de los momentos más esperados fue la lectura del texto “Por qué grita esa mujer”, de Susana Thénon interpretado por el colectivo de actrices que impactaron al público con su performance. Son casi 500 actrices las que firmaron la Carta Abierta para manifestar su apoyo al proyecto de ley de la Campaña, que se suman a un centenar de músicas, fotógrafas, escritoras, comunicadoras. También convocan a trans y varones. “Es un momento histórico en el que las mujeres debemos ganar nuestro derecho a ser definitivamente soberanas de nuestros cuerpos”, sentenció Cristina Banegas.

“Es muy hermoso poder juntarse con otras colegas y poder pensar acciones que tengan que ver también con nuestro trabajo que es la actuación. Para los que estén indecisos, que sigan leyendo y sigan participando de estos debates que son importantes para generar la conciencia propia”, agregó la actriz Érica Rivas.

En el año 2015, el Ministerio de Salud de la Nación reconoció que en la Argentina se realizan entre 370 y 522 mil interrupciones de embarazos por año (Mario y Pantelides, 2009). Estas cifras son estimativas ya que, por tratarse de una práctica clandestina, no se dispone de datos precisos. La única información disponible al respecto es el número de hospitalizaciones producidas en los establecimientos públicos por complicaciones relacionadas con abortos. No obstante, este dato no distingue entre abortos espontáneos y provocados, por lo que representa solo una fracción de los que ocurren anualmente.  Según datos de estadísticas hospitalarias del Ministerio de Salud de la Nación sobre el sistema público de salud, en 2011 se registraron en el país 47.879 egresos hospitalarios por abortos, de los cuales el 19% correspondió a mujeres menores de 20 años. En 2012 murieron en nuestro país 33 mujeres a causa de embarazos terminados en aborto. Dos de ellas eran adolescentes menores de 20 años y 7, jóvenes de entre 20 y 24 años (DEIS, 2013). Y especificó también el Ministerio de Salud de la Nación que en 2013, el 50% de las muertes por embarazo terminado en aborto correspondió a mujeres de 15 a 29 años, entre ellas nueve de adolescentes de 15 a 19 años (DEIS, 2014).

Martes verde
Jóvenes de la Escuela Normal Superior 5

Este panorama se complejiza por la heterogeneidad al interior de Argentina. Un estudio realizado en profundidad para 6 provincias argentinas muestra grandes diferencias entre provincias: en el caso de la Ciudad de Buenos Aires era de 14 por 100 mil pero en el caso de Formosa llegaba al 166 por 100 mil, casi 12 veces más alto. Las jóvenes hasta 20 años explican el 23% de las muertes maternas, las mujeres de entre 20 y 34 años, el 53,8% y las mujeres de 35 años o más, el 35% restante. El 26% de las muertes ocurren después de la semana 20 de gestación.

"No puede decidir otro sobre tu cuerpo. La mujer tiene que decidir si quiere abortar o no", aseguró Abril alumna de la Escuela Normal Superior 5 quién a sus 13 años cuenta que junto a sus compañerxs organizaron una campaña para los que estén a favor del aborto en la escuela participen del festival vestidos de verde. Además, asegura que la escuela tiene una comisión de género para poder debatir y pensar sobre esta temática. "A los diputados que están indecisos les diría que el aborto es un derecho y lo tienen que otorgar. No podés pensar por el otro", consideró Abril.

Martes verde
Paula Maffía

El festival continúo con la participación de una decena de jóvenes de la murga “Escalando Sin Remedio” que con su distintiva perfomance cerraron anticipadamente el espectáculo con los pañuelos en alto. La lluvia impidió que suban al escenario el grupo Kumbia Queers pero lo que no pudo impedir que sea otra jornada histórica de lucha y reclamo por el Aborto Legal Seguro y Gratuito.

“Las dudas morales hay que dejarlas a un lado. Se practican abortos clandestinos y mueren un montón de mujeres, algo que no sucedería si el aborto fuera legal y seguro. Es impresionante ver la imagen de todos los pañuelos verdes en alto y saber que estamos tan cerca de que pueda salir esto al fin. A los diputados y diputadas les diría que escuchen el reclamo de la gente y voten a favor del Aborto Legal Seguro y Gratuito”, exigió Pilar Arrese cantante del grupo Kumbia Queers, quien destacó el hecho de que en los colegios católicos jóvenes de 14, 15 años vayan con los pañuelos verdes. “Eso es algo que era impensado hace tiempo atrás”, concluyó.

Martes verde
Pilar Arresse

Martes verde
Pañuelos en alto, símbolo de la campaña

Martes verde
Cristina Banegas. Colectivo de Actrices Argentinas

Martes verde
Rocío Girat y Mariana Gómez

Martes verde

Compartir